fondo
Beisbol Estatal — 23/02/2018 4:25 pm

En pláticas para jugar con Dorados, de repente me cambiaron a Mineros: Dennis

 

 

Pedro Enríquez / El Cierre

Pedro Enriquez-EL CIERRE.- A Dennis Martínez, enterarse por la publicación de El Cierre que fue cambiado de Chihuahua a Parral le tomó por sorpresa y, aunque está consciente de que podría no firmar la papeleta de transacción, dice que la firmará en solidaridad con su amigo Román Rangel, quien busca vivir y jugar en Chihuahua capital, para el torneo 2018 de la Liga Estatal de Beisbol.

En entrevista vía telefónica desde Denver, Colorado, donde reside temporalmente, el pelotero originario de San Francisco del Oro, bromea:

— Hola Dennis, acá enterándome de tu cambio a Parral

— Yo también, jajajaja

Con el compromiso de “decir la verdad” de todo lo que se dice respecto a su relación con la anterior directiva, lo que le habría llevado a pedir el cambio de zona, el pelotero habló a detalle.

“Ellos (directiva de la Segunda Zona) querían saber si yo estaba dispuesto a quedarme (en Dorados) y yo les dije que sí, sólo que quería estar más tiempo con mi familia y me dijeron ‘sí, está bien’. Dijeron que hoy (jueves) hablábamos, para negociar sobre el pago y todo eso…”

Pero se llevó una sorpresa: “Resulta que ahorita (la entrevista fue a las 12:26 PM) que me doy cuenta que me mandan una imagen — ‘Mira que te cambiaron’; — Es probable, yo ya lo sé – No, pero ya es un hecho”.

Agrega: “Luego hablé con Román (Rangel) y ya me dijo que sí, que estaba en el folio 43; entonces le pregunté a él: ¿quieres ir a Chihuahua? (es que somos muy buenos amigos) y me dijo: ‘sí, yo quiero ir a Chihuahua’. Ah, le dije, bueno pues entonces está bien, que se haga, no importa”.

¡Ah cabrón!

El pelotero explica que las posibilidades de salir de Dorados comenzaron a darse a partir del domingo 25 de junio del 2017, día en que le anunció la directiva que pasara por su liquidación, pues su estancia en el equipo capitalino había terminado. Ese día, Dorados perdió la serie en casa ante los Faraones de Nuevo Casas Grandes. Faltaban por jugarse nueve partidos del rol regular.

“El domingo (25 de junio) jugué y ese día me llegó el mensaje (de que salía del equipo), igual que a varios, a Édgar González, a Ray Rodríguez, al mánager (Alejandro Bobadilla), a un coach, como a nueve. Eso me sacó de onda, porque estaba haciendo las cosas bien y de repente, ah cabrón”.

Sin embargo, reconoce: “yo entendí que son cosas del Beisbol, se tomó una decisión, fui por mi pago que me debían (de bats, renta, dinero de viáticos y la semana esa última). Entonces, yo llegué y me dijeron ‘¿cuánto te debo?’ Tanto de esto, tanto de lo otro… y me lo pagaron.

“La única pregunta que yo le hice (a Saúl Rocha Trejo, entonces presidente de la Segunda Zona), es ¿por qué? Me dijo que ya no iba a tener dinero para pagarme… eso fue todo, a mí no se me quedó a deber nada, yo no puedo hablar mal de la Directiva en ese aspecto; la acción fue la que no me gustó”.

Comenta que a partir de entonces tuvo ofertas de parte de la zona de Jiménez y después de Camargo, sin llegar a concretarse el cambio.

“Hablé con el directivo de Chihuahua, que es Luis Bustamante y le comenté a él que quería estar más cerca de mi casa y que Jiménez era una de las opciones, porque me queda cerca. Él me dijo que estaba bien, que le iba a dar vuelo allá en Jiménez y al último, pues no resultó nada. Yo le dije (a Bustamante), que quería estar más días en El Oro, quiero estar tranquilo, jugar a gusto; ya lo que pasó el año pasado, ya pasó.

“Yo le dije a Bustamante si te conviene el cambio por mí, adelante; tampoco que vayan a querer dar gente que no te convenga a ti. Si te conviene el cambio, adelante; si no, no pasa nada”.

— Pero ¿sí estabas dispuesto a jugar con Chihuahua?

— Sí, sí; de hecho ayer por eso fue la plática con este chavo, Willy (Martínez); me dijo que si tenía disponibilidad, yo le dije que sí, nada más dame chanza de regresar, me consigues un equipo y ya. Me dijo ‘está bien, lo vamos a comentar la directiva y ya vemos cómo quedamos’, supuestamente hoy iba a ser el arreglo, cómo iba a quedar todo y resulta que después me cambian en la noche y yo digo ‘ah canijo’, si en eso hay reglas, que si los peloteros son de Chihuahua deben firmar, es muy diferente a un foráneo que te cambian y te cambiaron.

Reitera: “ayer todo estaba bien, nos íbamos a arreglar y de repente hoy ya veo que me cambiaron. Ahí si ya cambia la cosa, con toda la pena del mundo, pero veo que no tienen palabra”.

Aun estando consciente de que sin su firma el cambio no tendría validez, Martínez Arciniega ya descarta su regreso a la Segunda Zona: “le haría un daño a mi amigo (Román Rangel), que se quiere ir a Chihuahua y está bien, vamos a darle, yo vuelvo a mi casa, a Parral. Veremos qué sucede con la negociación en Parral y si no, pues no pasa nada”.

El mejor estadio para batear

Dennis, un jugador muy querido por la afición de Dorados, comenta: “estoy muy agradecido con Chihuahua, estuve tres años. El primer año, llegando, muy contento, campeón, al siguiente llegamos a una semifinal. Me gustó mucho Chihuahua, el equipo joven, que no necesitaba de cambios; no se dieron las cosas y ¿qué puedo decir? El mejor estadio para batear, ahí están los números, no hay otro mejor estadio y a mí me gustaba mucho Chihuahua, estaba contento. Ahora regresamos a Parral, de ahí salí, con mi gente, mi pueblo.

Finaliza: “estoy muy agradecido con la afición de Chihuahua; se hizo lo que se pudo el tiempo que estuve ahí”.

Tags:
  • Compartir esta Noticia:
  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • Digg

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.